Un año más

El sábado, por fin, he celebrado mi cumpleaños. Siempre lo celebro después, ya que la fecha de mi onomástica siempre está en la cuerda floja del puente de mayo.
 
Ya estoy acostumbrado a tomarme las copillas con los colegas unos días después de cuando debiera ser. De todas formas siempre es agradable ver caras de amigos a los que te gustaría ver más a menudo. Mi amigo Max, eterno comandante del santo imperio que un día se conjuró tras la barra del Deville. Las tareas de padre le obligan a dejar sus labores imperiales no tan atendidas como a él seguro que le gustaría.
 
Este años habría que destacar algunas ausencias. La de Lourdes, mi super-friki-amiga, que este año se dió de baja por motivos familiares. Y dentro de los elementos galácticos, Brillas, que por lo visto se ha hecho de una extraña secta que se dedica a  no beber, no fumar, y a hacer deporte. Por no hablar de otros elementos galácticos que ya no pueden ser más postergados dentro del escalafón militar que soporta este imperio (como no les pongamos de limpia-letrinas en Hoth, ya no sé que va a ser de ellos), su ilustrísima Pitercio y cía, de ellos sólo resuenan los ecos de vagas llamadas de teléfono una vez cada dos años. Por los demás, como siempre tomarte algo con caras amigas viene bien.
 
A todos los asistentes, gracias por venir a mis 32 primaveras. Aunque a algunos seguro que cuando digo mi edad se le abren las carnes. No es culpa mía es que nací demasiado tarde.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s